Acerca mío / About Me

¡Qué compromiso hablar de uno mismo!...vaya tamaña responsabilidad.

Voy a empezar, diciendo que soy hijo de Amílcar Natalio Rúa y Gladys Mabel Sfoggia (q.e.p.d), mi edad 48 años, con una carga feliz de acontecimientos buenos y con una mochila de cosas no deseadas también. El balance lo considero positivo, tengo una familia formada, un buen hogar con las mismas dificultades de todos, pero con la alegría de ver materializarse los sueños y los planes propuestos.

Hemos crecido con el amor de mis padres y de mi abuela Dora, mi hermana Emilce y yo. He tenido una excelente infancia jugado en el barrio, cuando la calle era de tierra, y teníamos un campito enfrente, donde dábamos rienda suelta a nuestras aventuras de guerra, soldados, pic-nic´s, con aquellos compañeros de cuadra, como Marcelo Cermele, su hermano Pablo Cermele; Gustavo Irurieta, su primo Oscar Ibarguren. y las chicas...Mónica Panei., su hermana Perla Panei, Cecilia Martínez, Norma Enríquez, Mónica Aversa y seguramente algunos más que iré recordando e incorporándolos.

Después fue el tiempo de sumar las responsabilidades de la escuela, aquella que todavía está, Escuela N° 84 Maximio S. Victoria, de la calle 7 entre 75 y 76 de La Plata. Allí cursé toda la primaria, y entre los compañeros estaban: Alicia Villegas, Marta Bellomo, Gloria Verdier, Patricia González, Nancy Danielli, Ana Núñez, Fernández, Emilia Barros Pérez, Susana Ricci, Ethel Núñez, Regina, Patricia Alach, Eva Galparsoro, Graciela Guarracino, Mónica González, Silvia Sproviero, Cabañez, Gustavo Legarda, Marcelo Salas, Diego Hernández, Sergio Zárate, Horacio Centeno, Diego Herrero, Victor Hugo Armellino, Javier Schunk, Ricardo Núñez, Juan Carlos Comasco.

Muchos de ellos, seguimos manteniendo un contacto, aunque no tan asiduo como sería deseable.

Posteriormente, la secundaria. Ahhh...qué época difícil, con la represión de la dictadura, pero podíamos estudiar. Entre los compañeros de aquella oportunidad, puedo nombrar, entre otros, a Dario Lima, Miguel Bonny, el "gordo" Gutiérrez, Alonso, Luis Ameri, y ahí la mención de sus hermanos tan afines a nosotros, Néstor y Gustavo; Julio Lago, Inés Agueda, Sandra Pérez, y seguiré sumando...

De la época de mi adolescencia no puedo dejar de mencionar a Pedro Grassino. el relojero de mi barrio, que por la tarde me enseñaba el oficio a manera de aprendiz; eso sirvió para disciplinarme al desarmar mecanismos, y no olvidar cómo va cada pieza.

Cumplido el servicio militar, durante el conflicto del Atlántico Sur (Guerra de Malvinas), sin haber estado en combate en el TOAS, estuve desempeñando mis tareas de enfermería en el Grupo de Artillería Aerotransportado 4 (GA Aerot 4) de la ciudad de La Calera en la provincia de Córdoba; habiendo sido nuestro Jefe el entonces, Teniente Coronel Carlos Alberto Quevedo, un heroico militar y hombre probo, como pocos. También de ese ámbito quiero recordar gratamente al Capitán Médico Daniel Burgi, al Suboficial Mayor Fernández, Al Sargento ayudante Martínez y al Sargento Primero Durante. y entre los compañeros colimbas...a Sergio Console de La Plata, a Miguel Bonny de La Plata, Fernández de Rafaela, Santa Fe, a Salomón de Berasategui,  al médico Giorgi de San Francisco Córdoba, al médico Siman de Santiago del Estero, al médico ?? de Córdoba Capital y a tantos otros...que estuvieron al pie del cañón, literalmente la última pieza que defendía la isla "GAA4 La última pieza"

Google Presentation